Qué es el estilo casual y cómo llevarlo a cabo

La moda está presente en todos los aspectos de nuestra vida, tanto en el mercado textil como en los medios de comunicación. No obstante, no todo el mundo conoce las tendencias actuales y cómo añadirlas a su estilo personal. Y no es de extrañar, pues hay que tener en cuenta numerosas consideraciones como los elementos principales, los accesorios… Hoy queremos hablarte de los outfits casual, una alternativa cada vez más popular. ¡Descubre cómo llevarla a cabo!

¿A qué se debe la popularidad del estilo casual?

Basta con consultar revistas de moda o alzar la cabeza cuando camines por la calle, uno de los estilos más utilizados actualmente por los hombres es el casual. ¿Los motivos? Es mucho más cómodo y fácil de combinar. Además, a pesar de su informalidad, no deja de ser elegante.

Realmente, lo que pretende esta moda es que el caballero no sólo luzca bien, sino que se encuentre cómodo en cada parte de su cuerpo. No obstante, hay ciertas prendas que no encajan en este estilo, como es el caso del chándal. Como puedes comprobar, es algo más complicado de lo que aparente podías imaginar. Por ello, queremos que tú también aproveches esta tendencia a través de los mejores consejos. ¡Vamos allá!

Qué es el estilo casual y cómo llevarlo a cabo

Bases del look casual y cómo aplicarlo

Es muy funcional. Una de las primeras reglas de este estilo es que debe aportarte un look versátil que puede ser combinado tanto con ropa de oficina, de estudio o para salir con amigos. Es decir, ser informal, pero sin perder el toque de elegancia.

Emplea prendas tradicionales. Tal y como te hemos adelantado antes, no se trata de usar ropa deportiva, sino se buscar prendas que combinen coherentemente y aporten comodidad. Es el caso de las camisas sin corbata, un calzado más deportivo o una americana con una camiseta.

Descarta la idea de combinar colores. Si bien es cierto que mantener una armonía cromática es lo más recomendable en cualquier outfit, en esta opción puedes apostar por conjuntos diferentes. Eso sí, lo aconsejable son los tonos neutros, tierra, azules negros o beige.

Los estampados. Las rayas y los cuadros son opciones que nunca pueden faltar en cualquier armario. No obstante, también has de innovar y dar una oportunidad a grafismos más actuales, como es el caso de las flores.

Los accesorios, los grandes olvidados. Lo hemos dicho en más de una ocasión, los complementos son esas piezas de las que no puedes privarte a la hora de conformar tu look. Y es que gracias a ellas sumarás puntos y aportarás personalidad. Eso sí, evita sobrecargar.

Ahora que tienes en cuenta las principales consideraciones a la hora de crear un look casual, es momento de ponerse manos a la obra. ¡Sigue nuestras indicaciones y súmate a la tendencia!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *